botas polo ralph lauren mujer tiendas que hoy est n pero ma ana no

Crear emociones, impactar, sorprender y todo ello en un espacio que tiene fecha de caducidad desde el preciso momento de su nacimiento. Este es el objetivo y gran reto que tienen las Pop Up Store, espacios en los que no solo se busca vender un producto sino tambi n aportar un componente diferente y exclusivo.

Se trata de una tienda ef mera que se abre con un fin determinado: para dar a conocer un producto, venta de stock, permitir un acercamiento con el cliente. Pero siempre, todo ello, de la mano de una tienda espect culo.

As , apostar por esta iniciativa otorga un valor a adido al producto que se comercializa, que engloba mbitos tan diferentes como el de la cosm tica, pasando por el mundo de la moda e introduci ndose en otros como el de la iluminaci n. Es m s, al estar continuamente evolucionando, ya tiene una nueva apuesta en marcha en Espa a: los Pop Up Espacio, especializados en inmobiliarias.

Una idea original

El hecho de que salten a las calles de un modo imprevisto y espont neo (de ah el t rmino pop up , como las ventanas que se abren en Internet , durante un periodo de tiempo preciso es tambi n una estrategia de m rketing ya que con ello se est otorgando un valor a adido a la marca que dura m s all de la celebraci n del evento, otorg ndole as un componente de prestigio.

Fue en Nueva York y en Londres donde esta tendencia cal con fuerza antes de llegar a Espa a. Sin embargo, lo que inspir este innovador concepto se encuentra en otra parte: La idea nace de la mano de una agencia de comunicaci n estadounidense tras un viaje a Jap n. Observaron c mo, en una zona muy cercana al puerto y solo una vez al a o, se abr a al p blico un espacio comercial en el que siempre se agotaba todo. As vieron c mo se pod a dar un car cter m s exclusivo y original al concepto de la venta. Atr s, y como prueba de su xito, dejan Pop Up Store tan impactantes como las que se celebraron en pleno Rockefeller Center con la colecci n de Isaac Mizrahi o las organizadas por marcas tan consolidadas como Tiffany s o Nike, que reflejan otra caracter stica de estos eventos que es la de que no solo se trata de introducir un nombre, sino tambi n de, por ejemplo, buscar un acercamiento con el cliente.

Pero, c mo se organiza un evento de estas caracter sticas? El proceso es un todo : Cada cliente es un mundo y por ello resulta vital introducirse a fondo en la filosof a de la marca ya que nosostros nos encargamos del proceso completo: de la elecci n del local o espacio, de la decoraci n y dise o del mismo y de c mo se gestiona. As , por ejemplo, en la Pop Up que elaboramos para una marca de iluminaci n de muy elevado glamour elegimos unas galer as de arte. Todo va en el mismo sentido, en el de aportar un valor a adido: esa es la filosof a Pop Up .

En cuanto a los costes que implica, depender n sobre todo de la localizaci n y Del tipo de decoraci n que se quiera emplear. As , de un modo orientativo, seg n explica Mart nez, en su caso existe la posibilidad de celebrar una Pop Up Store Low Cost , una oferta que incluye un local en Madrid por 3 dias, mas decoraci n por 2.000 euros. A partir de ah , los gastos depender n de lo que se quiera pagar.

Diversidad de espacios

As , nos encontramos con este tipo de eventos en hoteles, barcos, galer as. una lista de posibilidades casi infinitas que, en ocasiones, suman un escal n en lo glamuroso y exclusivo al poder acceder a ellas solo mediante invitaci n.

En Espa a las pop up stores llegan en el a o 2009 a Barcelona con Daniel Aguirre al frente y a Madrid dos a os despu s. Destacan, en territorio nacional, la celebrada por Custo que emple , seg n nos explica Mart nez, este tipo de evento para la venta de stock.

Mientras en Espa a va adquiriendo cada vez m s notoriedad, el concento sigue evolucionando y en los pa ses pioneros lo hace hacia el mundo gastron mico en diversos formatos.

La idea es la misma: un espacio que se emplear un tiempo determinado y en el que hay una oferta culinaria. Es la opci n que tienen nuevos chefs para darse a conocer o bien se emplean con el reclamo de uno (o varios) consolidados.
polos ralph lauren precios tiendas que hoy est n pero ma ana no